GOMORRA-CAMORRA

1 12 2008

En Nápoles todo el mundo lo llama El Sistema. Camorra sólo lo usan periodistas y policías. Desde que el escritor Roberto Saviano (Nápoles, 1979) titulara su libro Gomorra han pasado dos años, se han vendido más de 1,5 millones de ejemplares, se ha traducido a 30 idiomas y ahora Camorra y Gomorra son sinónimos.

El best seller-denuncia de Saviano, un primer libro impactante, duro, seco y muy documentado, todo menos una lectura fácil, le ha valido a su autor una fama poco agradable, porque los bosses lo tienen en el punto de mira y ahora vive con escolta. Pero el grito que cierra el libro -“¡malditos bastardos, todavía estoy vivo!”- y el coraje de su investigación sobre el imperio criminal globalizado levantado por la mafia napolitana, han cruzado ideologías, fronteras y géneros.

La ha dirigido Matteo Garrone, un cineasta romano de 39 años, y en el guión han participado seis personas, incluidos Garrone y Saviano, comandadas por otro escritor napolitano, Maurizio Braucci. Antes de su estreno, el film ha creado enorme expectación y algunos problemas. Las escenas de un asesinato camorrista fueron robadas con un teléfono móvil por unos jóvenes que asistían al rodaje en Nápoles, y luego fueron colgadas en YouTube. “La policía creyó que eran reales, abrió una investigación y me llamó a declarar”, explica Garrone.

La película es “complementaria” al libro, no lo sigue al pie de la letra. “No damos nombres y apellidos, ni hablamos de tal o cual clan, no es una denuncia ni un reportaje. Simplemente, desarrollamos algunos temas universales, la amistad, la guerra, la muerte, la contaminación, contándolos desde dentro”.

Sergi sánchez, periodista de la revista Fotogramas, la describe así: “Lo primero que llama la atención de la mirada de Matteo Garrone sobre la Camorra italiana es su empecinada obsesión por desglamourizarla. El territorio feudal de la mafia es una Italia desolada, un paisaje después de la batalla que parece tan lejos de la Europa del bienestar como cerca de las ruinas de una guerra que puede no acabar nunca. Viendo Gomorra se tiene la sensación de escuchar el último suspiro de unos cuantos muertos vivientes que aún no saben que lo son: el contable que reparte dinero entre los que tienen algún familiar en la cárcel, los chicos que vagabundean por los suburbios o los tipos que entierran residuos tóxicos ilegalmente son fantasmas que vagan erráticos por un purgatorio apocalíptico. Son marionetas cuyos hilos mueve un poder invisible pero omnipresente, que interconecta sus vidas en un mosaico desdramatizado, observado por Garrone con la austeridad necesaria para que el espectador pueda soportar la dureza de sus conclusiones. Gomorra es un estólido parte de guerra que no necesita dar lecciones de ética: solo mostrando los hechos, terroríficos en su elocuencia, te hiela la sangre.”


Si no quieres esperar a ver la película, compra el libro en El Corte Inglés por sólo 7,95€

Anuncios




Daniel Craig, el mejor James Bond

1 12 2008

Daniel Craig parece consolidarse definitivamente en su rol de agente 007. En la anterior entrega chocaba ver a un actor casi desconocido, pero ya en Quantum of Solace es un ritual verle.

A principios de febrero del 2005, Craig fue nombrado por los medios como un posible candidato para reemplazar a Pierce Brosnan como James Bond. El 6 de abril del 2005 se informó que Craig había firmado con Producciones EON un contrato de tres películas con un valor de 15 millones de libras, sin embargo, esta noticia fue luego refutada por la BBC quienes contactaron a EON para un informe oficial. De acuerdo con Craig, la MGM le ofreció el rol pero la familia Broccoli nunca lo contactó. Finalmente, el 14 de octubre del 2005, Producciones EON nombró a Daniel Craig como el sexto actor en interpretar a 007, reemplazando a Pierce Brosnan. Craig firmó un contrato de tres películas. La primera fue Casino Royale, estrenada mundialmente el 17 de noviembre del 2006.

Craig, de 38 años y además, el primer agente 007 rubio, ha logrado desafiar a los críticos y fanáticos más tradicionales de Bond que le consideraban un tanto tosco para el personaje, y consiguió ser elogiado por su rol protagónico en Casino Royale. Comparado con el estilo clásico de sus antecesores, Craig se muestra mucho más natural, no es el James Bond más guapo pero sí de los más atractivos, pues los anteriores eran mucho más elitistas y las situaciones que se daban eran más fantásticas. Ha sido el James Bond que más ha conseguido pegarse a la piel del agente 007, pues muchas de las escenas de acción que requieren muchísimo esfuerzo y dedicación, que son casi siempre interpretadas por especialistas, son realizadas por el propio Daniel Craig.

Quantum of Solace trata el tema de las mafias de Sudamérica que operan con el consentimiento de los servicios de inteligencia estadounidenses, hecho muy en boga y que, afortunadamente para nosotros, cada día se nos informa sobre ello aunque sin poner remedio.

Hay que puntualizar que estos dos últimos films de James Bond han sido y son de los más espectaculares a lo que inteligencia y riesgo se refiere. Este agente es mucho más suspicaz; más preparado físicamente, pues en esta última entrega conduce coche, moto, avión y barco; más carismático y más caballero, aunque el adjetivo de golfo no se lo quita nadie. Lo que sí se nos ha mostrado es a un hombre dolido por amor. Un 007 de carne y hueso que no sólo viste de etiqueta y acude a fiestas fastuosas. Un hombre que juega bien sus cartas y actúa como bien puede ante las adversidades que se le van poniendo en el camino. Un agente que improvisa como el que más, hecho que le convierte en un héroe más humano. Esperamos que Craig siga sorprendiéndonos con muchas entregas más y que obtenga el reconocimiento que se merece.





“Crepúsculo” lo nuevo en vampiros

24 11 2008

Llegan los vampiros de hoy en día. Ya no son dráculas, ni zombis; son guapos, inteligentes, físicamente perfectos y no envejecen. Es el nuevo film de Catherine Hardwicke.

“Crepúsculo” (Twilight) es una película de vampiros dirigida por Catherine Hardwicke y está basada en la exitosa novela del mismo nombre, escrita por Stephenie Meyer, también conocida como “La Anne Rice de los Adolescentes” debido a su habilidad al narrar historias de vampiros. La producción comenzó en febrero de 2008 y que ya se ha estrenado el 21 de noviembre en EE.UU. y el 5 de diciembre se estrenará en España.

Bella Swan (Kristen Stewart) siempre ha sido diferente a los demás. Cuando su madre se casa por segunda vez, decide marcharse a vivir con su padre a un recóndito y lluvioso pueblo llamado Forks. Aquí conoce el misterioso Edward Cullen (Robert Pattinson). Inteligente e ingenioso, Edward consigue atraer la atención de Bella y muy pronto entablan una estrecha amistad. Con el tiempo, Bella termina por descubrir el gran secreto de Edward: él y su familia son vampiros. No envejecen, no tienen colmillos y son físicamente perfectos.

Si vivieras para siempre ¿por qué morirías?

Se veía venir. La película “Crepúsculo”, adaptación cinematográfica de la novela del mismo título que ha arrasado en ventas en todo el mundo, ha entrado en el primer puesto de la taquilla estadounidense el fin de semana de su estreno. La cinta ha recaudado 70,5 millones de dólares, a gran distacia de la segunda, “Quantum of Solace”, que consiguió 27,4 millones (ya lleva acumulados en dos semanas 109,4 millones de dólares).





El cineasta Baz Luhrmann estrena “Australia”

18 11 2008

El director australiano Baz Luhrmann ha estrenado en Sidney su nueva película, “Australia”, sólo 48 horas después de seleccionar el final del guión de este drama entre las siete versiones distintas que había rodado.

australia

La policía cerró al tráfico la calle George, una de las arterias principales de la ciudad, para dar cabida a los miles de aficionados que aguardaban a los actores Hugh Jackman y Nicole Kidman, así como al elenco de artistas locales, entre los que destacan David Gulpilil, Bryan Brown, Jack Thompson, David Wenham, Barry Otto, Bill Hunter y John Jarrett.

Los 3000 invitados que asistieron al estreno en Sidney y otro par de centenares con entradas para los pases que se realizaron en los principales puntos de Australia donde se realizó el rodaje, la ciudad de Darwin, el pequeño pueblo de Bowen y la remota localidad de Kununurra, fueron los primeros que vieron la película.

Jackman y Kidman la vieron por primera vez, según explicó el actor en una multitudinaria rueda de prensa celebrada en el Museo de Arte Contemporáneo, poco antes de caminar por la alfombra roja extendida en la céntrica calle de Sídney. “Es una película que sólo pasa una vez en la vida”, dijo Kidman, quien matizó que para ella el estreno “es una celebración” que espera compartir con todo el país.

Luhrmann explicó que el montaje de la película interpretada por las dos estrellas de Hollywood terminó 48 horas antes de su estreno mundial. “Teníamos seis finales, el definitivo nos encontró a nosotros”, dijo el director de largometrajes como “Moulin Rouge”, hasta ahora su mayor éxito cinematográfico.

Kidman no descartó dejar durante una temporada el cine para dedicar más tiempo a su familia e incluso ampliarla. “He tenido muchas oportunidades. Puede que ahora escoja tener más hijos. Hay muchas cosas que quiero hacer aparte de actuar”, reveló la actriz. En la superproducción, ella encarna a una aristócrata británica que viaja a Australia tras heredar una explotación ganadera que pretenden adquirir unos poderosos colonos, a comienzos de la Segunda Guerra Mundial. Su personaje contrata a un ranchero encarnado por Jackman con el que vivirá un apasionado romance. La actriz bromeó sobre el rodaje de las escenas de amor al decir que le supusieron “un buen día de trabajo”. Kidman agradeció a Luhrmann que escogiera rodar la película en Australia “con un reparto australiano”.

El director de “Australia”, por su parte, admitió la “presión” que ha sentido tras nueve meses de rodaje, otros tantos de trabajos ligados a la producción, y gastar unos 130 millones de dólares (unos 103 millones de euros) en la película, incluidos los 40 millones (unos 31,7 millones de euros) aportados por el departamento de Turismo del país.





“El Greco” se estrenará el 21 noviembre

18 11 2008

El madrileño cine Capitol fue el escenario del preestreno de la producción hispano-griega “El Greco”, una cinta sobre la vida del pintor Domenicos Theotokopoulos que se estrena en nuestros cines el próximo día 21 de noviembre. Entre los muchos invitados estuvo la reina Sofia, que posó con el equipo de la película.

greco1

La vida de Domenikos Theotokopoulos, universalmente conocido como El Greco (1541-1614), fue novelada por el escritor griego Dimitris Siatopoulos en su libro “El pintor de Dios”. El director Iannis Smaragdis, también griego, y el coproductor español Raimon Masllorens han perseverado durante siete años hasta que la adaptación al cine de la novela se ha convertido en un proyecto real.

Los protagonistas de “El Greco” son el actor bonaerense Juan Diego Botto, en el papel del inquisidor general Niño de Guevara y el británico Nick Ashdon, como el Greco.

La banda musical está compuesta, sin cobrar por ello, Vangelis, que ganó el Oscar con “Carros de fuego” (1981), y fue el compositor de la música de “Blade Runner” (1982).

Coescrita por el propio Smaragdis y Jackie Pavlenko, “El Greco” narra la historia del artista y constante luchador por la libertad . Situada en los siglos XVI y XVII, la búsqueda de El Greco en pos de libertad y amor transcurre desde las cortes de Creta y Venecia hasta la española Toledo, donde topa con su mayor adversario: la Santa Inquisición. Niño de Guevara es un sacerdote que conoce a El Greco en Italia y que luego le persigue en España y se transforma en su mayor enemigo.

El Greco fue uno de los artistas más destacados del Barroco. Formado en la escuela de Venecia, desarrolló un estilo inclasificable que asombró a sus contemporáneos y fascinó a sus colegas del siglo XX, que lo reconocieron como un precursor de movimientos vanguardistas como el Expresionismo (por la deformación tortuosa de las anatomías) y del Cubismo.

556911

“Quería hacer esta película sobre El Greco, porque como él, nací en Heraklion (isla griega de Creta), a trescientos metros de su casa”, dice emocionado el director heleno.

“Sin los españoles no se podía haber hecho la película. Tengo la suerte inmensa de tener socios españoles debido a que es una gran producción y no podía haber sido hecha sólo con dinero griego”, dice Smaragdis. Continúa diciendo que se trata de la mayor producción con capital griego, pues su presupuesto de seis millones de euros, es el “equivalente a diez películas financiadas por el Centro de Cine heleno”. De este dinero, el 60 por ciento proviene de Grecia y el resto de España y de Hungría. El director agrega que “la coproducción ayudará tanto al cine español como el griego. Mostrará facetas de los dos países que son muy útiles”.

El joven protagonista británico Nick Ashdon, por su parte confiesa que “es la experiencia más impresionante de mi vida. Uno de los aspectos más importantes de interpretar la parte de El Greco es que lo vemos como un genio y una figura histórica que hizo cosas maravillosas. Pero es un ser humano”.

La bella Jerónima de las Cuevas, compañera y madre del hijo de El Greco, es interpretada por Laia Marull (“Te doy mis ojos”), que opina que “la relación entre ellos es fuera de lo convencional” y que “es un reto interpretar a este personaje que tuvo que romper con la sociedad y con muchas cosas dentro de ella misma”.

La decoración de los platós se ha hecho con muebles traídos directamente desde España y más de quinientas copias de obras de El Greco, pintadas por tres copistas griegos. La directora del vestuario, la española Lala Huete, traslada al público a los siglos XVI y XVII con un millar de trajes exquisitos, de realización española, y accesorios de la época.

Parte del rodaje se ha hecho en Creta y después de Markópulo, continúa en la isla griega de Rodas, para seguir en Verona (Italia) y luego Toledo y Barcelona. A treinta kilómetros de Atenas se ha improvisado un estudio en lo que fueron las instalaciones de tiro al blanco en los Juegos Olímpicos de 2004.

El arte, propiamente dicho, llegará a la gran pantalla ya mismo, el 21 de noviembre.





“Nacidas para sufrir” de Albadalejo con Adriana Ozores

11 11 2008

El director de películas como “La primera noche de mi vida”, “El cielo abierto” o “Rencor”, presentó el rodaje como una comedia que gira entorno al papel de las mujeres como protagonistas de grandes dramas.

1225817356_0

En un claro guiño al humor negro y costumbrista de las comedias españolas de mediados del siglo pasado, se ha reunido a un buen número de actrices españolas, quienes, a través de sus personajes. Adriana Ozores repite con Albaladejo (acaba de anunciar que abandona la serie Los hombres de Paco), y se suman al reparto Petra Martínez, Malena Alterio, Marta Fernández-Muro, María Alfonsa Rosso, María Elena Flores o Shena Mistri.

“Nacidas pra sufrir” es una producción conjunta de Tornasol Films y Castafiore Films con un presupuesto de 2,5 millones de euros. El rodaje tiene lugar en los platós de la Ciudad de la Luz y los exteriores también se rodaran en diferentes municipios de la Comunidad Valenciana como Bocairent, Alcoy, Orihuela o Moncada.

Cómo lograr una sonrisa con el sufrimiento ajeno y dónde está el límite del sacrificio social cuando éste es real o es pura apariencia son dos de las preguntas que, en tono de comedia, plantea y responde el director Miguel Abaladejo en su última película: ‘Nacidas para sufrir’.

Adriana Ozores, quien ha manifestado que en algunas escenas se ha acogido a las interpretaciones que su padre, José Luis Ozores, realizó en numerosas comedias, ha subrayado el hecho de que esta película se acerque a un grupo de “mujeres mayores, donde hay amor sin sexo y donde no hay preocupación por la belleza”.





“Appaloosa” y su director: Ed Harris. Estreno el 21 de noviembre

11 11 2008

Viggo Mortensen, Ed Harris, Renée Zellweger, Ariadna Gil y Lance Henriksen forman el reparto de este nuevo film dirigido por el actor y ahora también director: Ed Harris.

vigo

Appaloosa es un western que surge del cruce del cine de género más clásico, el de Hawks o Sturges. Es un producto sin fisuras ni sorpresas. Con una excepción, el terrible error de casting de la protagonista femenina, una Renée Zellwegger carente del atractivo que se supone debe tener una mujer capaz de convertirse en el imprevisto que altere el normal devenir de los acontecimientos. Y no me refiero a lo físico.

 

LA ENTREVISTA A ED HARRIS POR BEATRICE SARTORI-Fotogramas http://www.fotogramas.es/Peliculas/Appaloosa/Ed-Harris-Talento-indomable

Fotogramas ha hecho una entrevista a Ed Harris sobre el nuevo film que dirige y sobre sus hazañas como director. No defraudará.

Ed Harris (Tenafly, Nueva Jersey, 1950) responde de tú a tú, apresando los ojos de su interlocutor con una mirada azul y penetrante, posiblemente la más límpida del cine después de la del llorado Paul Newman. Su carismática presencia ha arrasado en el Festival de Cine Americano de Deauville (Francia) donde ha presentado su segunda película como director, Appaloosa, un western en el que se puede escuchar el eco del cine de John Ford o Howard Hawks y que llega ocho años después de su primer film como director, Pollock (2000). Vestido de riguroso negro, bronceado, fibroso y encadenando cigarros Camel, Harris se relajó al sol de la Villa Cartier para hablar con FOTOGRAMAS de Appaloosa, una historia de amistad entre dos hombres que cabalgan juntos, apuntalan la ley sin piedad y hablan solo lo justo. Un film tan rudo en apariencia como delicado en esencia, de grandes espacios y silencios entre los que destacan los de Ariadna Gil.

2

¿Cómo dio con Ariadna Gil? ¿Fue por Alatriste (Agustín Diaz Yanes, 2006)?
Más que por su trabajo en Alatriste fue por una foto junto a Viggo Mortensen en el estreno en España. Ambos exudaban una total felicidad y una silenciosa y magnética química. Quise ver más y creo recordar que me envió una foto. ¡No! Fue un vídeo.

¿Qué fue lo que le decidió?
Su belleza, sin duda. Y la luz que ilumina su rostro cuando sonríe. Después, su tremenda, enorme calidad humana.
Hablando de mujeres, ha venido con su esposa, Amy Madigan, una buena actriz algo desaparecida de las pantallas.
Amy es una mujer formidable, no sería nada sin ella. No es solo su gran inteligencia, profundidad de opiniones, brillantez, sino que es la mejor de las compañeras. Ella lo ve todo, es mis ojos y mi razón. Mire, en noviembre cumpliremos 25 años de matrimonio. Pienso celebrarlo a lo grande. Amy es lo mejor que me ha pasado en la vida.

¿Cómo han superado juntos este cuarto de siglo?
Lo hablamos todo, no nos separamos apenas, no nos perdemos de vista. Somos leales… y nos amamos, claro.

Ella fue su Peggy Guggenheim en Pollock.
Ella construyó enteramente el personaje. No le tuve que decir nada. La revistió de sofisticación, humor y un punto de malignidad.

Appaloosa recrea un Nuevo México mítico hacia 1882, nacido de la pluma del escritor Robert B. Parker. ¿Por qué un western?
Siempre quise ser un cowboy, de niño estaba siempre empuñando un colt de juguete. Y era el sheriff, claro (risas). Esta película la considero un sueño hecho realidad. Con el director de fotografía Deam Semler lo logramos todo: unos forajidos que resuenan amenaza pura, auténticos cabellos sucios y… ¡el polvo! Los miembros del equipo tuvieron que trabajar con máscaras quirúrgicas. Es un Oeste de resonancias míticas, de los pioneros que lo forjaron con sus caballos y colts.

Ha adaptado la novela junto a Robert Knott; ¿cuál fue su prioridad?
Nuestro objetivo era construir una historia que, aunque sucediera en 1880, tuviera resonancias actuales.

Appaloosa tiene un cierto tono melancólico: sus paisajes, los matones y los dos amigos dispuestos a restaurar el orden. Y los detalles de la época son muy reales.
Es lo que buscamos, y creo que lo hemos conseguido. Pudimos construir el pequeño poblado, disponer de un tren de la época, rodar esas enormes praderas polvorientas y sus puestas de Sol… Quise ser fiel al espíritu de la época, por eso para la fotografía me inspiré en las papeles pintados de William Morris y las pinturas de Frederic Remington. Quería que los aperos de los caballos fueran exactos, así como la forma de cabalgar o llevar el rifle. Y que los trajes de las mujeres fueran réplicas justas. No quería que hubiera nada disonante. Y si a eso añades detalles como que Viggo Mortensen diseñara su vestuario…